No hace falta que me quites la mirada para que entienda que ya no queda nada... Aquella luna que antes nos bailaba se ha cansado y ahora nos da la espalda ¿Dónde está el amor del que tanto hablan? ¿Por qué no nos sorprende y rompe nuestra calma?





Comentarios

Entradas populares de este blog

Un poco de todo y un poco de nada.

Pilotando mi corazón

Querida mía