Se que ya no me vas a echar de menos, se que dentro de unos días ya no me necesitarás, tan solo dejarás de creer en mi, de sentir, de querer y amar... Y sí, aparecerá otra persona que te brindará cariño, que conseguirá que el dolor de tú corazón desaparezca, y entonces afirmarás el gran error que cometiste... No se lo que falta para que ocurra, pero cuando quieres algo si no lo valoras otro se encarga de hacerlo por ti... No quieres hablar, no quieres saber nada, no quieres verla, tan solo buscas tu estabilidad en alguien que te la pueda dar, hay cosas que sobran y cosas que faltan y aunque me duela decirlo... lo único que sobra en tú vida soy yo y mi daño, si quieres que me aleje tan solo dímelo que lo entenderé.
Sabes que nunca volveremos a ser los mismos, y no soportaremos otra así, sabes que el límite roza su fin, que todo está en tus manos, que tú decides, que tú eres el que debe de tomar la decisión: empezar de cero o no continuar más... Yo mientras, esperaré con el corazón encogido a oír esas palabras que decidan el futuro. 



Comentarios

Entradas populares de este blog

Pilotando mi corazón

Querida mía