Habrán muchas mejores que nosotras, pero igual que tu y yo ninguna, las mujeres previsoras valen por dos. 
Te quiero 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Pilotando mi corazón

Querida mía