No estoy seguro de que va a ser esto pero con mis ojos cerrados todo lo que veo es el horizonte a través de la ventana, la luna sobre ti y las calles abajo. Aguanto la respiración mientras te mueves, probar tus labios y sentir tu piel, cuando llegue la hora, cariño no corras solo bésame léntamente. No huyas. Y es difícil volver a amar cuando la única forma que ha sido y es cuando tu único amor se fue, obtienes lo que quieres querida, no tienes porque correr, no tienes porque irte solo quédate conmigo, cariño quédate conmigo y bésame léntamente.  

Comentarios

Entradas populares de este blog

Pilotando mi corazón

Querida mía