Sonríe siempre.
Una sonrisa puede valer millones, para mi es tú sonrisa la que más vale, la que me ilumina cada día que te veo y cuando no te veo llegas incluso a cambiar la mía, la que cambia todos esos agobios por un "me da igual", la que hace que yo sonría más aún, la que me da fuerza y valentía y la que necesito ver siempre.
Todos los días espero verte sonreír y el día que noto esa ausencia de alegría me gusta darte mi punto de locura para que vuelva aparecer, con esto llego a pensar que se puede llegar a vivir de la sonrisa de otra persona. Mientras tu sonrías yo sonreiré y cuando no lo hagas yo lloraré más que nadie.   
Siempre digo los mismo " nunca dejes perder tu sonrisa por nada del mundo " que aunque el mundo se derrumbe puedes seguir sonriendo, que aunque te falte el oxígeno y te quede poco tiempo, sonríe, que aunque tu corazón no pueda más y tus ojos estén llenos de lágrimas puedes sonreír, aunque la vida te lo ponga difícil nunca dejes que los demás vean que no puedes seguir porque en el fondo todos podemos, es cuestión de no rendirse nunca, porque todo esfuerzo tiene su recompensa, que cuando no sepas que hacer, cuando te equivoques, cuando quieras y no puedas, cuando te hundan mientras se meten en tu vida o simplemente cuando ames, sonríe. 
Sonreír es lo mejor que se le puede mostrar al mundo. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Pilotando mi corazón

Querida mía