Solo tu y yo sabemos lo que pasó y lo que sigue pasando. 
Pero a pesar de las diferencias tenían algo importante en común, estaban locos el uno por el otro. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Pilotando mi corazón

Querida mía