Nada nos permitirá alcanzar los que realmente deseamos pero nunca debemos dejar de perseguir la felicidad. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Pilotando mi corazón

Querida mía