Volver y que ya nada sea igual, que tu vida junto a él por ahora haya perdido el completo sentido, que no se parezca en nada a hace unos pocos meses. Dos extraños uno al lado de otro intentando enamorarse de nuevo a base de recuerdos. A pesar de todo, él sigue luchando por ella, sigue creyendo que entre ambos existe esa pequeña magia llamada amor, ese sentimiento que nunca se desvaneció porque fue sincero. Que por muchos días que pasen él siguió recordando cada momento, cada sitio, cada instante, cada beso, cada baño que se daban en el lago una vez al mes, cada noche, simplemente cada latido de su corazón porque sabía que un día volvería, tenía la esperanza de que aún no había llegado el fin de su historia porque nunca dejó de creer en el amor.   

Comentarios

Entradas populares de este blog

Un poco de todo y un poco de nada.

Pilotando mi corazón

Querida mía