Porque las cosas no se acaban sin un final, la puerta se abre solo tienes que entrar. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Un poco de todo y un poco de nada.

Pilotando mi corazón

Querida mía