Vamos a cambiar los papeles, yo seré la chica mala, la que pasará de ti cuando quiera y la que te llamará cuando no tenga nada que hacer. Tú serás el que te quedarás esperando mi llamada, el que soñará con un final juntos. ¿A que no te gusta tú papel ? ¿ A que prefieres ser el chico malo ? Pues olvídate, ya me cansé, voy a hacer lo que me venga en gana hacer. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Un poco de todo y un poco de nada.

Pilotando mi corazón

Querida mía