Veo que he aprendido mucho de ti, a lo mejor no es una gran cantidad de cosas nuevas pero me sirven para mejorar las mías propias, veo que a la hora de decir las cosas de verdad tal y como son ya no me ando por las ramas y voy directamente al grano, a lo importante y siempre diciendo la verdad con mucha sinceridad, porque tú me enseñaste a ser directa a decir lo que pienso de verdad sin esperas, puede que a veces sea un poco precipitado pero vale la pena mejorar. 
Me has demostrado mucho en casi nada de tiempo, me has demostrado lo que eres capaz de hacer por lo que quieres conseguir y espero que llegues a todas tus metas, he visto que eres justo, que sabes defender el lado correcto de las situaciones.
Todo eso que vi en ti un día me sirvió de algo y hoy me acuerdo de todo, cierro los ojos y me imagina todos esos momentos que me impactaron y que me han servido de mucho.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Pilotando mi corazón

Querida mía