Todo el mundo quiere la felicidad, nadie quiere el dolor, pero no puedes tener un arcoiris sin un poco de lluvia...

Comentarios

Entradas populares de este blog

Un poco de todo y un poco de nada.

Pilotando mi corazón

Querida mía